Four basic mascaras

16:31


Mi relación con las máscaras de pestañas es un claro ejemplo de una relación de amor y odio al mismo tiempo. Como ya he comentado en alguna ocasión, tengo las pestañas muy largas y rizadas de forma natural, por lo que encontrar una máscara de pestañas que me quede natural suele ser todo un reto, así que muchas veces presciendo de ellas en mis maquillajes y ni se nota. Sin embargo, he probado varias máscaras de pestañas y al final me he decidido a enseñaros esta pequeña colección de mis máscaras favoritas.

La Casual Volume Mascara de UNE en negro ha sido, sin lugar a dudas, mi gran descubrimiento en cuanto a máscaras de pestañas se refiere. Esta marca francesa me ha sorprendido gratamente y especialmente este producto. La duración es muy alta, aunque el producto se retira bien sin dañar las pestañas con un desmaquillador bifásico. Lo mejor de todo es su cepillo, que aunque es un poco más grueso que los cepillos tubulares que más me gustan, va fenomenal para aportar volumen y definición.

La máscara de pestañas Scandaleyes Volume Flash de Rimmel London es mucho más intensa y duradera que la anterior. Sigue sin ser resistente al agua, pero marca mucho más las pestañas y las deja con un efecto de postañas postizas increíble. Es la máscara que menos utilizo, porque el cepillo me parece demasiado grueso para mis pestañas, pero suelo utilizarla para marcar y definir la mirada cuando me hago ahumados oscuros. Eso sí, recomiendo peinar las pestañas antes para evitar que queden muy separadas...

La Volumen Lift  Lash Plumping Effect de Prestige, también en negro, es la máscara que menos me gusta de todas las que tengo. Diría que la culpa es de su cepillo, porque es muy grueso y no tiene cerdas más cortas en la punta; así que definir bien el ojo es muy difícil. Sin embargo, la fórmula de la máscara en sí no está tan mal y se parece bastante a la de Rimmel London, aunque menos duradera. Además, por el precio que tiene, merece darle una oportunidad.

Y ya por último, aunque no menos importante, os presento la MagnaScopic Mascara volume intense de Estée Lauder. Es una máscara de pestañas que compré hace muchísimo tiempo, pero que se ha conservado muy bien y es ahora cuando más la estoy utilizando. Me gusta muchísimo porque, a diferencia de las anteriores, es de color marrón y el cepillo es mucho más fino, por lo que definir la línea de las pestañas sin que queden los molestos restos de producto se convierte, sorprendentemente, en una tarea fácil. Ahora en verano ha pasado a ser mi máscara del día a día, aunque si quiero aportar un mayor volumen la utilizo con el rizador de pestañas del que os hablé aquí hace unos meses. Esta combinación me parece perfecta para resaltar la mirada sin necesidad de cargar el ojo con demasiado maquillaje.

Te puede interesar

0 comentarios

¡Gracias por comentar!

Thanks for your comment!

Subscribe